Director de Ineram: «Esto ya se desbordó y nos esperan semanas peores»

El director del Ineram, Felipe González, advirtió este lunes que la crisis sanitaria por el Covid-19 se desbordó y pidió el apoyo del personal de segunda línea para hacer frente a la situación.


La crisis sanitaria por la cantidad de contagios por Covid-19 es cada vez más desafiante y, por ello, desde el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias y del Ambiente (Ineram) piden apoyo al personal médico de segunda línea para enfrentar “lo peor”.

“Es una situación de mucha angustia e incertidumbre del propio personal de blanco y tratamos de dar lo mejor posible. Sinceramente, esto se desbordó y nos esperan semanas peores, incluso”, expresó muy preocupado el director del Ineram, Felipe González.

El médico comentó en entrevista con Monumental 1080 AM que anteriormente se disponía de un sector donde se evaluaba a los pacientes para trasladarlos a un pabellón de acuerdo con sus condiciones, pero ahora ya dejó de ser un lugar de espera, sino donde hay enfermos con ventilación, con balones de oxígeno y en estado crítico.

“Hasta en los pasillos tenemos gente con oxígeno y el ritmo es constante. Realmente el personal de blanco es más que heroico, hasta diría a ciencia cierta que, con la poca fuerza que queda, siguen con su mejor cara ante una situación desbordada que hemos advertido”, agregó.

Ante la compleja situación y el aumento de pacientes internados en estado crítico, el director del Ineram mencionó que se pidió el apoyo del personal de segunda línea, pediatrías, más clínicos, entre otros. Además, se comunicó a las autoridades sobre la necesidad.

“Necesitamos a esa gente, la primera línea está raleada y esto va a ser peor en los próximos meses. Estamos teniendo casos pediátricos de internación y son cuadros virales que van exigiendo a un sistema que ya está sobreexigido”, indicó.

El médico instó a la ciudadanía a continuar con las medidas de prevención e instalar una barrera personal y colectiva de manera a que se frenen los casos y los hospitales puedan tener un respiro.

Paraguay enfrenta su peor momento desde el inicio de la pandemia con un colapso en los hospitales y a la espera de una mayor cantidad de dosis de las vacunas contra el Covid-19 para inmunizar a la población. Desde el primer caso hasta la fecha, el país suma un total de 235.292 infectados.///UH