Los penales despiden a un triste Sportivo Luqueño

Sportivo Luqueño quedó eliminado de la Copa Sudamericana al caer en tiempo reglamentario (2-0) y en los penales (6-5) contra el Deportivo Cuenca. El cuadro auriazul realizó un pobre partido y no aprovechó el estar con un hombre más cuando seguía el 0-0.

Con el 2-0 logrado en el primer encuentro, el Sportivo Luqueño encaró en Ecuador el juego de revancha ante el Deportivo Cuenca.

El elenco local arrancó dominando las acciones y mostrando iniciativa. Los auriazules se vieron obligados a cometer varias faltas, para cortar el circuito de juego de los ecuatorianos, que se evidenciaron en las amonestaciones.

Juan Rojas fue el hombre más peligroso en el cuadro dueño de casa. Los luqueños pisaron el gramado del Alejandro Serrano Aguilar con la clara intención de administrar la ventaja sacada en la ida. Un tiro libre de Marcos Riveros fue lo más inquietante de los paraguayos.

El Deportivo Cuenca volvió a ejercer ese ritmo intenso del arranque al pasar la media hora de partido. Bernardo Medina impidió el tanto de Rojas a los 35’.

Del tiro de esquina, Fredy Bareico reventó una pelota enviada por Brian Cucco sobre la raya de sentencia. Los locales crecieron en su fútbol y sobre el final volvió a llevar peligro.

Cuando se jugaba el primer minuto de adición, Medina se extendió en el aire para evitar el gol de Rojas. La fracción inicial se fue con un tiro colocado de Marco Mosquera que rozó el poste izquierdo de Medina.

En la segunda mitad, el Deportivo Cuenca buscó tener la pelota en zona de ataque para conseguir el tanto de la esperanza. El orden luqueño se mantuvo y a los 54’ encontró ventaja en lo numérico por la doble amarilla que recibió Matías Contreras.

Con 10 hombres y con la obligación de descontar el marcador global, la propuesta de los ecuatorianos fue una invitación al contragolpe auriazul. La ineficacia paraguaya a la hora de definir siguió dándole vida al Deportivo Cuenca.

Nicolás Orsini estrelló una pelota contra el poste tras un contraataque a los 69’. Y cuatro minutos después, mediante Rojas, el conjunto local encontró el descuento, se entusiasmó e instaló el suspenso.

La diferencia numérica no se notó, Luqueño se refugió atrás y a los 81’, el Deportivo Cuenca castigó a los paraguayos. Emiliano Bonfigli puso el 2-0 parcial, marcador que llevaba a los penales.

El equipo auriazul no mostró signos de reacción y estuvo cerca de recibir otro tanto. Solo por instinto y por resto físico, en los minutos finales se registraron cargas por parte de Luqueño.

La serie de cinco comenzó pateando Julio Dos Santos y no falló. También anotaron Riveros, Medina, Osmar Leguizamón y Orsini. Por parte del Deportivo Cuenca metieron Bonfigli, Dennis Quiñónez, Rojas, Daniel Porozo y Anthony Bedoya.

El sexto tiro del cuadro auriazul, a cargo de Luis Matto, fue detenido por Brian Heras; Edison Preciado no falló el suyo y le dio la clasificación a un guapo Deportivo Cuenca frente a un Sportivo Luqueño que ofreció poco y desperdició una ventaja de 2-0 estando con un hombre más.

Fuente: Abc Color

Deja un comentario