Itaipú: Sacarán a hija de González Daher y ubicarán a hijo de Velázquez

Anuncian movidas internas en la Entidad Binacional. La hija del polémico senador luqueño gana casi G. 50 millones y es superintendenta de responsabilidad social. La cambiarán por el hijo del vicepresidente.
María Emilia González Chaves, hija del polémico senador Óscar González Daher, es superintendenta de responsabilidad social de Itaipú desde hace tres años.

Con los cambios que se están dando con el nuevo Gobierno, el equipo del presidente Mario Abdo Benítez planea sacarla del cargo porque es un área estratégica dentro de la Binacional.

La dejarían en el freezer. Es funcionaria desde hace diez años en Itaipú. Ingresó durante la administración de Nicanor Duarte Frutos en el 2006. Tiene un salario de G. 47.669.527 con todos los beneficios mensuales que reciben los empleados de la hidroeléctrica.

La Superintendencia de Responsabilidad Social es una de las dependencias estratégicas que manejan un presupuesto anual de USD 60 millones.

Desde allí se proyectan varias acciones que se impulsan en el campo de la asistencia gubernamental para el sector productivo, educación y proyectos sociales.Inclusive maneja los nexos con los intendentes que canalizan varias acciones a través de la entidad.

HIJO DE VELÁZQUEZ

A nivel de la entidad se maneja que el hijo del actual vicepresidente de la República, Hugo Velázquez, quedaría en el cargo de la hija del senador colorado.

Se trata de Dionicio Adalberto Velázquez, quien es funcionario antiguo de la hidroeléctrica. Ingresó en la última etapa de la administración de Duarte Frutos, poco antes de las elecciones generales donde ganó Fernando Lugo.

Tiene un salario de G. 21 millones. En medio de las internas coloradas de 2017, el cartismo pasó factura al entonces diputado Velázquez y sacó a Dionicio del cargo que estaba ocupando en ese entonces como jefe del Departamento de Patrimonio Inmobiliario.

Fue en el momento en que el cartismo fracasó en su intento de impulsar la enmienda para forzar la reelección presidencial. Velázquez, entonces titular de Diputados, se había resistido a tratar el proyecto en la Cámara Baja.

Se alejó del cartismo y se unió al equipo de Abdo Benítez en Añetete, donde finalmente fue ungido candidato y luego elegido vicepresidente de la República.

Favor político: Ni bien juró como presidente de la República, uno de los primeros decretos del presidente Abdo Benítez fue nombrar a Iris Magnolia Mendoza como nueva directora jurídica de la entidad. Se trata nada menos que de la esposa del senador Silvio Beto Ovelar, actual presidente del Congreso y aliado político del jefe de Estado.

Magnolia fue una de las apoderadas de Colorado Añetete y su ascenso dentro de la entidad es un guiño del presidente al titular del Congreso, en esta primera etapa de su mandato.

Otra designación política durante la era Cartes y que podría verse afectada en esta nueva administración fue la de Natasha Zacarías, hija del actual diputado y ex gobernador de Alto Paraná, Justo Zacarías Irún. La misma ingresó en carácter de contratada dentro de la Binacional con un salario de G. 30.950.000.

Su ingreso no fue mediante concurso y generó fuertes críticas porque las autoridades del Gobierno utilizan la Binacional como una agencia de empleos para pagar favores a políticos de turno.

Otro cargo político es el de la pareja de la ex senadora Blanca Fonseca. El hombre ingresó como asesor jurídico en Yacyretá. Se trata de Hernán Samaniego Coronel. La ex legisladora del PLRA siempre mantuvo una posición a favor del cartismo y salió en contra de su propio partido.

La cifra
47.669.527 guaraníes gana la hija del senador González Daher como superintendenta de responsabilidad social.

Por Ultima Hora

Deja un comentario